Sabiduría de un pobre

Hoy se celebra la memoria de San Francisco, el “pobre de Asís”. Su experiencia de Dios ha ayudado a otros muchos a descubrir la grandeza de la amistad con el Señor. Uno de sus hijos, el franciscano francés Eloi Leclerc, escribió ya hace muchos años una obra que es todo un clásico de la espiritualidad cristiana: «Sabiduría de un pobre». Os proponemos esta obrita como libro recomendado del mes. No se trata de una biografía de San Francisco, sino un acercamiento al sufrimiento interior del Santo en un momento muy concreto de su vida: cuando las enfermedades y la crisis de crecimiento de la Orden por él fundada lo introduce en una noche oscura de despojamiento y purificación. El estilo ágil, sencillo y agradable del libro invita a saborear con calma cada una de sus páginas. Para celebrar su festividad, dejamos aquí unos párrafos correspondientes al final del libro.


“Mira, evangelizar a un hombre es decirle: «Tu también eres amado de Dios en el Señor Jesús», y no sólo decírselo, sino pensarlo realmente. Y no sólo pensarlo, sino portarse con este hombre de tal manera que sienta y descubra que hay en él algo de salvado, algo más grande y más noble de lo que él pensaba… Y eso no podemos hacerlo más que ofreciéndole nuestra amistad; una amistad real, desinteresada, sin condescendencia, hecha de confianza y de estima profundas. Es preciso ir hacia los hombres… Es preciso, sobre todo, que al ir hacia ellos no les aparezcamos como una nueva especie de competidores. Debemos ser en medio de ellos testigos pacíficos del Todopoderoso, hombres sin avaricias y sin desprecios, capaces de hacerse realmente sus amigos. Es nuestra amistad lo que ellos esperan, una amistad que les haga sentir que son amados de Dios y salvados en Jesucristo.»

Más info: fratefrancesco.org

 

Compartir este artículo

Share on facebook
Share on twitter
Share on email
Share on whatsapp

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *