No nos lo perdimos…

Parafrasenado el lema de estos días y de la página web, podemos decir que no nos lo perdimos. Y es que gracias a Dios, el Domingo se pudieron culminar los actos de la Misión Joven en el barrio con la Eucaristía y el encuentro fraterno en torno a una gran paellada. La celebración eucarística contó con un buen número de asistentes que soportaron estoicamente los primeros rayos de sol serios de verdad del verano que acabamos de inaugurar. Parece que gustó bastante la celebración animada por los jóvenes, con cantos y otros gestos que ayudaron a vivir con más entusiasmo la celebración presidida por el obispo auxiliar, D. César Franco, quien recientemente ordenó a David como diácono.

La paella también resultó bastante bien, tanto «el plato en sí», muy sabrosa (¡muchísmas gracias a Jaime y Amalia!, los cocineros; y Antonio S., uno de sus pinches), como el gran número de personas congregado en torno a la plaza de la Junta Municipal de la Latina.

Desde aquí, las personas de la parroquia que han participado este año en la mesa de Arciprestazgo para la preparación de la Misión Joven (David, Nuria, César, Jorge, Ana P.) y los jóvenes voluntarios del resto de las parroquias, quieren agradeceros a todos la gran implicación que habéis tenido durante este fin de semana, sintiéndoos de verdad corresponsables en esta acción. De verdad, muchas, muchas gracias, por vuestra presencia y colaboración. Bueno, ya os informaremos más detalladamente de la CLAUSURA de la MJ en el Madrid Arena el 4 y 5 de mayo. Parece que habrá una gran presencia de una persona de nuestra parrro…

Mario nos deja aquí una crónica gráfica de estos dos días.


Compartir este artículo

Share on facebook
Share on twitter
Share on email
Share on whatsapp

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *